5 razones por las que debes jugar Final Fantasy XIV: A Realm Reborn

Final Fantasy es un monstruo de los RPG, y todo un símbolo de los videojuegos en general. Con tanta historia bajo el brazo, le sobra material para crear un gigantesco y misterioso mundo en el que reunir a jugadores de todas las edades y procedencias. Si buscas un gran MMORPG en el que viciar sin parar, estate atento a esta recomendación, porque podría ser el juego al que dediques los próximos días, meses o años de tu vida. ¡Sobran razones para jugar Final Fantasy XIV: A Realm Reborn!

  • Compañía: Square Enix, Division 5
  • Género: MMORPG, Aventura, Acción
  • Lanzamiento: agosto 2013
  • Plataforma: PC, PlayStation 3, PlayStation 4



Motivos para jugar Final Fantasy XIV: A Realm Reborn

1. Fracasó, pero volvió mejor que antes

En el año 2010, tuvimos finalmente —y después de una enorme campaña de publicidad— el primer contacto con Final Fantasy XIV, un juego que prometía muchísimo… pero que se quedó muy corto, dándose contundentemente contra el piso. Tras las críticas del público y la vergüenza que esto supuso, los servidores del juego cerraron sus puertas, pero esto no sería lo último para la franquicia. ¿No te causa curiosidad saber por qué se llama “A Realm Reborn”?

Este subtítulo significa “un reino renacido”, y esto es justamente lo que es. En 2013 esta segunda versión llegó para ocupar el lugar de su antecesora, ahora sí conquistando el corazón de los fanáticos de la franquicia Final Fantasy y más cercana a lo que es un buen MMORPG. Desde entonces, Final Fantasy XIV: A Realm Reborn no ha dejado de expandirse y atraer más y más jugadores.

2. Es un Final Fantasy, pero online… ¡todo dicho!

¡¿Acaso no es esto lo que siempre soñamos?! Sí, sabemos que no todos los juegos tienen relación entre sí, pero si hay algo que los une es que todos nos daban ganas de lanzarnos a la aventura con amigos, ya sea para colaborar o simplemente para competir y ver quién de todos es mejor. Final Fantasy XIV: A Realm Reborn es eso que siempre quisimos, ambientado en tierras que conocemos y habitado por monstruos y aliados que se guardan en nuestra memoria, como por ejemplo los infaltables Chocobos. Además, el apartado gráfico es fabuloso y nos permite simplemente pasar el rato con amigos aunque más no sea conversando. Esto es un mundo enorme, pero no es cualquier mundo: es el mundo de Final Fantasy.

3. Sigue en constante crecimiento

Quizás pasaste por alto cuando recién decíamos que este juego ya lleva 5 años, y en esta media década sí que han pasado varios videojuegos sin pena ni gloria. Entre tanto nacimiento y muerte de MMORPGs, A Realm Reborn sigue dando cátedra de cómo tratar a sus jugadores y cómo ampliar su propia historia con respeto, para que cada cosa que se agrega tenga el cuidado merecido, y no sean bolsas de fallos para pedirnos dinero. De hecho, seguro no nos equivocamos al confiar en todavía más expansiones y contenido en los próximos años, porque este juego está lejos de acabarse.

4. Un personaje, varias formas de jugar

Un sello característico de Final Fantasy son sus oficios y clases, y esto hizo temer a muchos; en varios MMORPG, cada personaje está asociado a un oficio o clase y eso supone crearnos un nuevo héroe si queremos cambiar nuestra forma de juego. Si vamos un poco más allá, incluso podríamos tener una cantidad limitada de personajes y depender de gastos extra para desbloquear espacios y oficios.

A Realm Reborn, sin embargo, la clase de cada personaje depende exclusivamente del arma que lleve equipada, ofreciéndonos total libertad a la hora de variar nuestro estilo de juego, ya sea por necesidad o por aburrimiento. En definitiva, nuestro personaje puede transformarse totalmente según nuestra voluntad, por lo que no tenemos que perder tiempo ni esfuerzo; aunque algo así también se ha visto en otros juegos, como Guild Wars 2, no deja de ser una razón más para aquellos acostumbrados a los viejos MMORPG.

5. No todo es la “master race”...

Final Fantasy XIV es un MMORPG enorme, pretencioso y extremadamente popular. A decir verdad, de hay varios juegos que calzan con esta descripción, pero casi todos ellos te obligan a tener un ordenador. El caso más famoso es, obviamente, World of Warcraft… ¿te imaginas jugarlo en consolas? A nivel práctico, siempre será más sencillo acostumbrarse a un MMORPG de mouse y teclado, ¡pero Final Fantasy XIV está disponible en consolas! Si tienes una PlayStation 3 o PlayStation 4, puedes hacerte con este juego y experimentarlo sin necesidad de PC, por lo que la decisión final es 100% tuya.


Palabras finales

¡A que seguro tienes ganas de comprarte este juegazo! Si es así, ten en cuenta que esos 15 años de historia no deben asustarte, y siempre es un buen momento para sumarse a la enorme cantidad de héroes y villanos que habitan las tierras de este juego. Tanto en PlayStation como en PC, se trata de un viaje de proporciones épicas, que se disfruta muchísimo más si vas con amigos, ya sean esos de toda la vida o los que puedas conocer aquí mismo, entre tantos clanes.

Si te gusta la franquicia Final Fantasy, ¿qué estás esperando? Mejor terminamos este artículo, así ya quedas libre para ponerte a jugar. ¡Hasta la próxima, kupo!

Final-Fantasy-XIV-A-Realm-Reborn-game-300x346 5 razones por las que debes jugar Final Fantasy XIV: A Realm Reborn

Escritor

Autor: Doku

¡Hola, querido público! Mi nombre es Damián, pero de toda la vida he sido -Doku-, un gamer nocturno y amante del surf, las aventuras al aire libre y la buena música... ah, claro, ¡también me gusta el anime! Desde ya, estoy encantado por aportar a vosotros mi granito de arena en esto de recomendaros series, juegos y tal, pero tampoco dudéis en dejarme títulos para investigar en los comentarios.

Artículos escritos

Los 5 mejores animes según Doku